sábado, 8 de agosto de 2009

LA IRA


Este texto llegó a mi a través de un amigo, cuando lo leí fue como si me metiera en el túnel del tiempo, recordé mi primer episodio de ira, una ira furiosa que fue como una convulsión, no recuerdo qué lo provocó pero tenía 11 años y estaba en mi casa en el cuarto de mi madre.
No sé si es importante saber qué lo provocó, pero casi lo he revivido, como dice Adriana Paoletta, observándolo desde fuera.
Quiero compartirlo con quien tenga interés en leerlo, en el enlace encontrarán el texto completo.

ESCLEROSIS MÚLTIPLE
UNIVERSIDAD DE ZARAGOZA
Postgrado de Medicina Naturista
Mª Pilar Galve Gorriz
http://www.unizar.es/med_naturista/Tratamientos/nervioso/Esclerosis%20Multiple%202.pdf

PÁG. 3 - 4
El origen de esta enfermedad sigue siendo hoy en día desconocido. Aunque un cierto número de factores han sido propuestos para explicar la aparición de las alteraciones, ninguno es suficiente en sí mismo, y la patología parece ser simple y llanamente el prototipo de una enfermedad de etiología multifactorial.
Según la medicina ortodoxa existen diversas causas incluidas enfermedades víricas o autoinmunes, causas dietéticas y reacciones químicas específicas en el sistema nervioso, probablemente causadas por errores genéticos. El mundo de la medicina alternativa considera que su etiología incluye todas las causas expuestas más la posibilidad de toxicidad por metales pesados, alergia alimentaria, reacción a vacunas y, quizá, factores psicológicos.
También se valora la IRA como emoción, de tal forma que, la ira produce sustancias químicas dentro del sistema nervioso que tienen un efecto directo sobre la capacidad del organismo para proteger las vainas de mielina del sistema nervioso. La ira suele quedar reprimida y surge a partir de la infancia. En la mayoría de los casos está asociada a problemas entre el niño y uno de los progenitores.

4 comentarios:

Gonzalo Vázquez Gabor dijo...

Amiga mía, he descubierto en la lectura de las páginas asociadas al enlace mucho acerca de la esclerosis, y lo que creo haber entendido es que, por más que se le atribuye distintas posibles causas, no se sabe a ciencia cierta sobre su origen, pero no así la si diversa metodología de atención de los problemas asociados a la enfermedad.
Releyendo tu entrada veo lo que hay que ver y me pregunto:
Es relevante o perjudicial analizar la etiología de la ira?
Vale la pena mantenerla alimentada cuando la ira “per se” es la que jode y no así la entidad depositaria?
Como transformamos la ira en paz para cooperar en la remisión de la enfermedad?
De conciliaciones u otras opciones a seguir en este punto específico, veo claro que la única guerra es la que tenemos contra la esclerosis, y se le gana con paz, entre otras cosas.
Distender los tenso más una alimentación natural es un buen comienzo, luego el buen camino lo harás al andar.
Y cuenta conmigo, te mando un beso

Emma dijo...

Querido amigo,
Por cierto que si la ira es la causante no es conveniente alimentarla, pero una ira pasada, que en mi caso me desconcertó por su violencia, es la explicación lógica para este y otros daños que he sufrido en mi vida, y marca el camino por donde tengo que transitar (alejada, lo más alejada posible).
Y en el caso de que la ira no fuera la responsable del daño, el camino también es mantenerla alejada porque es dañina.

Siento mucha paz últimamente pese a que las circunstancias no se presentan como las mejores, y mi enfermedad está remitiendo asombrosamente.

Gracias por tu comentario, te mando un beso,

Adriana Paoletta dijo...

Hola Emma! Cómo estás? no sé si recibiste mis anteriores comentarios en tu blog. Quería darte las gracias a vos por tu confuianza, por tu fortaleza, por tus ganas de compartir este recorrer con otros para sentir la empatía con tantas personas que padecen la enfermedad y no saben cómo plantarse frente a ella. No sabés lo felíz que me hace que hayas comenzado Yoga! Sabés que podés contar conmigo incondicionalmente para todo aquello que necesites. Mi tía padece tu enfermedad hace años y sé de lo que hablás y he tratado a jóvenes que la tienen.

Te abrazo muy fuerte y gracias por citarme, te abrazo infinitamente apra envolverte de luz
Adri

Emma dijo...

Gracias Adri!
Si! recibí tus comentarios, muchas gracias por tu generosidad, ya me hice fan de tu blog!