domingo, 24 de abril de 2011

SANGUIJUELAS=BIG PHARMA




Como los laboratorios no se detienen en su afán de lucrar con la salud de los pacientes y repiten hasta el hartazgo su publicidad engañosa (basándose en el desconocimiento de los pacientes que confían en sus neurólogos, que a su vez son engañados y tentados por el descomunal aparato publicitario de los laboratorios) yo también insistiré con desenmascaralos.
Cada uno es responsable de su propia vida.
Quien quiere mantener a estas sanguijuelas, es libre de hacerlo, y no caigan en la trampa de que si lo paga el estado es gratis, el estado utiliza el dinero de los impuestos.

No hay comentarios: