lunes, 17 de septiembre de 2012

El Misterioso Efecto Placebo

Científicos y Médicos han sido desconcertados por ciertos pacientes que se curaron a sí mismos de enfermedades supuestamente incurables!

Los médicos descubrieron que un paciente puede curarse a sí mismo con la sola creencia de que su enfermedad sanará. Este fenómeno es lo que fue comúnmente llamado: Efecto Placebo

Los médicos encontraron que muchas personas sanaron cuando en realidad recibieron medicación sin efecto, llamada placebo, que usualmente consiste en no más que píldoras de azúcar o agua destilada pero que fueron convencidos de que se trataba de reales y potentes medicamentos.

No hay ninguna explicación de por qué el efecto placebo funciona, excepto que de alguna extraña manera, el paciente detona en si mismo una capacidad de autosanación interna.

El efecto placebo posiblemente es la manera mejor documentada de cómo la mente afecta el cuerpo.

¿Cuánto de nuestro cuerpo físico es influenciado por nuestro sistema de creencias?

Hasta el 90% de las dolencias físicas son inducidas y curadas por nuestra mente.

La Aceptación Creciente

La evidencia científica que respalda la curación mente-cuerpo ya está totalmente establecida y aceptada por todas las corrientes de la medicina.

Las 5 Reglas de la Sanación Mente-Cuerpo

5 técnicas mentales que tienen importantes efectos en el proceso de autosanación.

  1. La necesidad de relajación y tranquilidad.
  2. Aprender a focalizar la atención en una sola cosa (por ej. la respiración), que permite desarrollar un autocontrol mental y evitar distracciones.
  3. Aprender cómo las técnicas de visualización son el lenguaje preferido de la mente.
  4. Incorporar intención al proceso, el deseo de alcanzar alguna meta y la esperanza de que se logre.
  5. Evocar fuertes emociones positivas durante el proceso de sanación.

Visualiza tu Estado Actual de Salud en tu Pantalla Mental.

Visualiza la condición actual de tu cuerpo, incluyendo la dolencia que te está molestando.

No necesitas memorizar o saber cómo es el componente de tu cuerpo. Imágenes simples son suficientes para hablarle a la mente. Un pulmón puede ser imaginado como un globo. Crea una imagen representativa del dolor. Siente las emociones asociadas con este problema.

3. Mírate a ti mismo Sanando y Mejorando

Ahora visualiza la desaparición de la dolencia. Crea, con tu imaginación, un sistema que remueve este elemento.

La imagen exacta que uses es irrelevante – crea algo que te hable a ti. No tiene que ser científicamente correcto. Tiene que ser solamente simbólico. Tu mente subconciente entenderá el mensaje.

4. Deja que la última imagen sea una en la que estés con perfecto estado de salud

Siente la felicidad y energía de estar en perfecta salud. Imagina que es verdad y que está pasando en este momento. Vive el momento y refleja en tu mente tu estado deseado, sin pensar en “imposibles”. Si quieres ayuda, decir una afirmación como esta puede facilitarte la visualización:

“Tengo un cuerpo y una mente perfectamente sano” o “Mi cerebro está ahora funcionando a la perfección y su estado es de excelente salud”

5. Final

Finaliza la práctica y confía en los poderes de autosanación de tu cuerpo. Confía en que la autosanación está ocurriendo.

No hay comentarios: